¡¡¡¡¡SALUDOS MEXICO¡¡¡¡¡¡¡

¡¡¡¡¡SALUDOS MEXICO¡¡¡¡¡¡¡

blogs de los alumnos ies joan miro

DIARIO DEL VIAJE A HOLANDA EN BICICLETA


Este verano me he embarcado en un viaje inusual para mi, cambio las botas de montaña y la mochila por la bici y las alforjas y decido irme a recorrer Holanda con unas amigas. Dicen que es el paraíso de las bicicletas y pienso que puede ser una buena oportunidad para iniciarme. Es mi primera experiencia de este tipo, siempre he hecho senderismo, pero esta vez no tengo mucha práctica y menos en rutas largas y de varios días seguidos, tampoco se cómo voy a responder. No hay nada organizado, no tenemos rutas decididas ni alojamiento reservado, sólo disponemos de un piso en Aachen (pueblo alemán fronterizo con Holanda) que nos servirá de campamento base para los primeros días y centro de operaciones para organizar las rutas. Además el pronóstico del tiempo no es bueno, amenaza lluvia, pero a pesar de los inconvenientes me lanzo a la aventura, quizás sea la oportunidad que estaba esperando para descubrir si este medio de transporte me gusta o lo descarto de por vida.

Día 1 de agosto. Sevilla - Madrid - Ámsterdam – Aachen (Alemania)

EL VIAJE. CANSANCIO Y AGOTAMIENTO

      Llegamos a Amsterdam sobre las 9 de la mañana después de un largo y pesado viaje en autobús desde Sevilla y una noche sin poder pegar ojo en la T.4 del aeropuerto de Madrid. Estamos cansadas, no hemos dormido a penas, tan sólo un par de horas en el avión. Al llegar al aeropuerto (Schihoven) nos informamos sobre los trenes a Aachen.
      El día está lluvioso y nos espera un viaje en tren de cuatro horas y tres trasbordos: Eindhoven, Sittard y Heeren, lo peor es que vamos muy cansadas, con todo el equipaje y los trasbordos nos exigen cambios de andenes en pocos minutos. Llegamos sobre las cinco y media de la tarde a nuestro destino y compramos cosas para comer.
      Después de nuestro tardío almuerzo Ana y yo nos quedamos dormidas, mientras Lola y Belén programan algunas rutas. Por la noche nos damos una vuelta por la ciudad y cenamos en una pizzería muy bonita y buena. Nos recogimos pronto y dormimos bastante.

Día 2 de agosto. Aachen.
PLANIFICACIÓN, DECISIONES Y COMPRAS

      Nos levantamos sobre las 10, necesitábamos dormir y reponer fuerzas. Lola y Belén nos comentan las rutas que habían programado el día anterior para lo cual nos plantean que debíamos dejar Aachen y cambiar el campamento base en Rótterdam o Amsterdam. En un principio, ni a Ana ni a mi no nos parece buena idea porque suponía perder el piso de Aachen, que ya estaba comprometido y además nos resultaba muy barato, pero llevaban razón, estaba demasiado lejos de las rutas que se querían hacer.       Después del desayuno nos vamos a un cíber para buscar por Internet alojamiento en Rótterdam. Llamamos al dueño del piso para comunicarle nuestra decisión de dejarlo y abonar la estancia. Nos cobró sólo 25 €, toda una ganga, considerando que somos cuatro y pasamos dos noches, lo cierto es que el dueño pensaba que sólo era Ana y una amiga, con lo cual, mientras que ella y Lola hablan con él a Belén y a mi nos tocó pasar la visita en el cuarto de baño, toda una experiencia de juego al “escondite”.
      Después de comer nos vamos a pasear por la ciudad y hacer algunas compras. En HyM nos compramos alguna ropa de abrigo: pantalones largos, un polar,…
      A media tarde comienza a llover y aunque estrenamos nuestros paraguas a 3 € decidimos sentarnos en una terracita con toldo para resguardarnos de la lluvia y tomar una cervecita alemana. En el transcurso de la tarde conocemos a un grupo de chicos que celebraban la despedida de soltero de uno de ellos, el novio se casa con una brasileña y va vestido de verde y amarillo (equipación del Brasil) Nos hacemos fotos con ellos y nos reímos mucho.
      Por la noche cenamos en un local de un colombiano: D. Miguel que se llama “la alegría”. Allí comimos unas tapitas españolas muy ricas: champiñón al ajillo, ensaladas y pizza, que las acompañamos con vino español "sangre de toro", todo un lujo, pero aunque lo pasamos muy bien, al final tuvimos la sensación que nos había timado un poquito.
      Nos acostamos pronto porque al día siguiente había que madrugar, nos esperaba el viaje a Rótterdam y traslado de todos los enseres personales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

PERU TRAVEL

PUBLICIDAD GOOGLE

CONCURSO DE RECETAS 2013

CONCURSO DE RECETAS 2013
CLICA EN LA IMAGEN

Cuentos romanos : el rorro ( Verónica )

Cuentos romanos : el rorro     (  Verónica )
el rorro ; clica en la imagen

para practicar la redacción

colaboradores

links

Cartas a Alberto

  • cartas a Alberto
  • cartas a Alberto

Entradas populares